Tratamientos circulatorios

Drenaje linfático
El drenaje linfático es conocido por ser una técnica de aplicación suave, perfecta para la mejora de la circulación venosa y linfática. Esto quiere decir que, mediante masajes manuales, se consigue mejorar casos en los que se produce exceso de mucosidad y dolor de cabeza, retención de líquidos o estreñimiento, además de aplicarse sobre varices, piernas cansadas, o tras algunas operaciones de cirugía estética.

Presoterapia
Durante sesiones de unos 30 minutos, los pacientes reciben un tratamiento basado en la aplicación de presión sobre las piernas, desde los tobillos hasta la ingle, consiguiendo drenar el líquido excedente acumulado en la zona.
Se trata de un tratamiento perfecto para aquellas personas que presentan inflamaciones o edemas, es muy recomendable para piernas cansadas, y tiene efecto anticelulítico, para la reafirmación del tejido, o como ayuda para dietas de adelgazamiento.

A %d blogueros les gusta esto: